ECUADOR: LA ECONOMÍA Y EL GOBIERNO ACTUAL

Los altos funcionarios del gobierno actual argumentan que la política económica y financiera que se diseñó y que se viene implementando hace casi cuatro años ha sido exitosa. Las informaciones oficiales, de tipo cuantitativas que se disponen actualmente, orientan a conclusiones diferentes de las afirmaciones del Gobierno Nacional.  Veamos varios temas.

Por: Econ. César Robalino Gonzaga, Analista Económico.

En primer lugar y si el lector analiza los datos sobre el crecimiento de la economía, se encontrará que los resultados son negativos para la administración actual.

El PIB, en términos reales, creció en los tres primeros años de la administración del Presidente Correa (2007, 2008 y 2009) al 3.2% como promedio anual.  Los tres años anteriores (2004, 2005, 2006) al Gobierno actual, el PIB creció en promedio al 6.5% anual que es muy superior al hecho anterior.  Si se manifestara que la economía ecuatoriana tuvo los efectos de la crisis internacional últimamente y que en gobiernos anteriores no se tuvo tal fenómeno, la comparación anterior no sería razonable y tendría cierto sesgo. Si elimináramos de la evolución macroeconómica, para fines comparativos, el año 2009, aún así concluiríamos que el crecimiento del PIB fue superior en años anteriores, que en el período del Gobierno actual.

Si consideramos a lo anterior, cuál va ser el crecimiento de la economía (PIB) el presente año, la conclusión anterior es sólida en el sentido de que el Gobierno no puede creer, ni defender la posición de que los resultados de su política económica ha sido exitosa.  En el presente año, según la CEPAL, el PIB crecerá apenas al 2.5%, lo que significará que en los cuatro años del Gobierno del Presidente Correa, la economía ecuatoriana crecerá en promedio anual al 3%.  Si a ello se reduce el crecimiento poblacional, que es cerca del 2% anual, el ingreso por habitante en el Ecuador se ha incrementado en apenas el 1.0% anual.  El estándar de vida en promedio de los ecuatorianos, creció mucho más en Gobiernos y períodos anteriores, que en el Gobierno actual de Alianza País.

Lo anterior representa hechos más graves, si tenemos presente que ningún Gobierno anterior al actual, recibió tanto dinero como en los últimos 3 ½ años.  Los Gobiernos anteriores se debatieron con una gran escasez de recursos financieros, mientras que en el Gobierno actual abundan los recursos.  El precio del petróleo ecuatoriano, por ejemplo, fue de $ 44 el barril (promedio) en el período 2004-2006, mientras que en el período del Gobierno actual (2007-2008 y 2009) se registró un precio promedio de $68 el barril, con picos de hasta $ 120 el barril.  Hoy el precio para el crudo ecuatoriano está alrededor de $70 el barril, superior a períodos anteriores del actual Gobierno.

El Estado Ecuatoriano en el período 2007-2009 recibió ingresos (sin deuda) por $ 53.000 millones aproximadamente. Esto equivale a los ingresos (sin deuda) de 8 años anteriores a los del Gobierno actual, Esto es la magnitud extraordinaria y la diferencia existente entre el Gobierno actual y varios Gobiernos anteriores.

No obstante la afluencia enorme de recursos financieros que ha tenido el Gobierno actual y que le ha permitido expandir el gasto mucho más que en el pasado, la economía ecuatoriana no ha crecido como era lo deseable y lo programado en el Plan de Desarrollo y el Plan para el Buen Vivir que están vigentes.

En segundo lugar, el sector agropecuario, proveedor de alimentos y generador importante de divisas, creció en promedio al 3.5% anual (en términos reales) en los tres años del Gobierno actual (2007-2009), mientras que en los 3 años anteriores (2004-2006), creció más, al 3.7%.  Esto demuestra también que la política agrícola del actual gobierno y el resto de políticas hacia dicho sector (crédito, infraestructura, etc.) no le dieron resultado, como para proclamar victoria o resultados exitosos en dicho sector productivo del país.

En tercer lugar, el sector construcción que es importante por la generación de empleo creció en promedio  durante el Gobierno actual (2007-2009) al 6.7%, mientras que en el período 2004-2006, creció al 5.3% anual.  Esto representa un mejoramiento modesto frente a la inmensidad de recursos públicos que el Gobierno actual ha tenido.

En cuarto lugar, el Gobierno actual recibió el sector petrolero con una producción diaria total de 532.000 barriles.  En  todo el período del presente Gobierno, año tras año, el nivel de producción total diaria se viene reduciendo sustancialmente.  El primer año del Gobierno actual la producción fue en promedio 511.000 b. d.  El segundo año se redujo a 505.000 b. d.  El tercer año (2009) nuevamente hubo una reducción a 486.00 b.d.

Hoy dicho nivel está en 470.000 b.d. El nivel de reservas probadas se ha incrementado marginalmente.  No obstante lo mencionado, el ingreso proveniente del petróleo, que alimenta a la balanza de pagos y a los ingresos fiscales crecieron espectacularmente.  Este fenómeno se dio exitosamente por un incremento sustancial en el nivel de precios por barril exportado.  Aquí también en este sector se demuestra que el Gobierno Nacional, no puede cantar victoria o reclamar un éxito de la política petrolera.

También y a efectos comparativos tenemos el crecimiento real del PIB no petrolero.  En el período del Gobierno actual, dicho sector creció al 4.3% anual, mientras que en el período anterior (2004-2006) el PIB no petrolero creció mucho más (5.3%).  Este es otro dato que hay que tener presente en el análisis sobre el éxito o no de la política económica del actual Gobierno.

En materia de atención a los sectores sociales del país, hay que afirmar que si hay una diferencia entre lo formulado y ejecutado por el Gobierno actual (2007-2010) y períodos anteriores.  Hay que reconocer en forma explícita que los recursos públicos (gasto corriente y de inversión) destinados a sectores como educación y salud han crecido en comparación al PIB y a la inflación, en forma muy importante. La ampliación de la cobertura y atención a la población ecuatoriana también se ha extendido.  Estos hechos son un acierto del Gobierno actual, inclusive si uno tiene presente las deficiencias y la falta de calidad que se tiene en dichos sectores.  Éxito si. Ha habido una vastedad de recursos financieros que le han permitido al Gobierno actual llevar a cabo dichos resultados, aunque la infraestructura física no se ha incrementado mucho.  El  número de escuelas y colegios públicos, el número de centros médicos y hospitales públicos han crecido poco.  Pero no obstante ello el sector social ha sido beneficiado de la acción del poder público.

En materia de subsidios el actual Gobierno los ha extendido y los ha intensificado.  Nuestro juicio es negativo a una política de subsidios basado en realidades políticas y clientelares. Hay que eliminar una serie de subsidios y esos tienen que focalizarse en los grupos que realmente los necesitan, pero aún en estos casos es necesario ligarlos a algunos objetivos.  Hay que analizar la experiencia de Brasil en esta materia. Si no se modifica la política actual de subsidios, el Estado Ecuatoriano seguirá desperdiciando cuantiosos recursos financieros.  Estos recursos deben tener otros usos mucho más eficientes y productivos, como construir más escuelas, más centros médicos, etc., en los barrios y áreas más pobres y deprimidas del Ecuador.

En el tema de la infraestructura física en carreteras, aeropuertos y otros también es necesario afirmar que el Gobierno nacional ha tenido aciertos que hay que reconocer.

En materia de distribución del ingreso nacional, de desigualdades sociales, de pobreza y de concentración de la riqueza, el Gobierno Nacional asegura que los indicadores correspondientes han mejorado como efectos de su política pública. Creemos que los logros que se anuncian son totalmente marginales.  En otro artículo trataremos el tema.

No obstante todo lo anterior, lo cierto es que  la economía no crece, el desempleo no baja sustancialmente y el nivel de la pobreza sigue siendo censurable. No es posible sostener sólidamente que estos últimos años han sido mejores que los anteriores al Gobierno actual.

* Publicado en la revista Mipymes Julio – Agosto 2010.

Una respuesta a ECUADOR: LA ECONOMÍA Y EL GOBIERNO ACTUAL

  • LA GESTION DE SEÑOR PRESIDENTE ME PARECE LA ADECUADA..ES UN MANDATARIO MUY CAPAZ DE HACER LAS COSAS PARA BIEN DE LA GENTE MAS NECESITADA..POR ESO ME PARECE UN HOMBRE CON MUCHO TEMPLE Y SOBRE TODO MUCHA INTELIGENCIA..ADELANTE CORREA..hASTA LA VICTORIA SIEMPRE………….

Twitter